baño_playa

¿Por qué darte un baño en la playa?

Los Beneficios del Agua de Mar y del océano son variados. Para la salud, como alimento y también como medicina. El Agua de Mar cura la desnutrición y previene otras enfermedades. Estuvo reconocida como medicamento y financiada por la Seguridad Social francesa desde el año 1943 hasta 1982, y durante la II Guerra Mundial se utilizó para paliar la escasez de sangre en transfusiones y operaciones.

Las células de nuestro cuerpo están rodeadas de un líquido, este líquido de nuestro cuerpo es idéntico al agua de mar rebajada hasta la isotonicidad.
Nuestro líquido interno tiene, como el agua de mar rebajada, todos los elementos químicos conocidos (Hidrógeno, Oxígeno, Sodio y Cloro, pero también: Oro, Cobre, Plata, etc.)
El ‘suero fisiológico’ que se inyecta habitualmente sólo contiene agua y cloruro sódico (Es decir: Hidrógeno, Oxígeno, Sodio y Cloro). En él se mueren los glóbulos blancos, tiene un pH de 5,5 (ácido) que desequilibra al organismo y tiene contraindicaciones.
En cambio, el agua de mar isotónica tiene un pH de 7,2 (el mismo que el del cuerpo), no tiene contraindicaciones y en ella viven los glóbulos blancos.
Nuestros glóbulos blancos sólo pueden vivir en nuestra sangre o en agua de mar isotónica (rebajada con agua de manantial). Si se rebaja con agua destilada o cualquier otro agua, se mueren.
El agua de mar está llena de microbios y bacterias pero sólo mata los perjudiciales para el hombre y animales. (Increíble pero es así).
Y viceversa, todos los microbios y bacterias que tiene el agua de mar, ninguno es perjudicial para el hombre o animales.

baño_playaEl agua del mar tiene una composición similar a la que tiene el plasma sanguíneo y es muy rica en oligoelementos, yodo, potasio, zinc, etc., que el agua dulce no posee. Estos oligoelementos son muy eficaces a la hora de tratar algunas enfermedades.
Nuestra piel absorbe estos elementos marinos, mediante osmosis, cuando entramos en contacto con el agua del mar aprovechando todas sus propiedades.
No debemos olvidar que el agua de mar tiene propiedades antibióticas y ejercen un gran efecto terapéutico.
El agua de mar no solo nos ayuda desde el exterior, también podemos beberla.
Existen los llamados dispensarios marinos, que puso en funcionamiento el francés Quinton, en los cuales se llevan a cabo diferentes tratamientos, con mucho éxito en la mayoría de los casos, a base de agua de mar.

Científicamente esta demostrado que del agua de mar surgió la primera célula que dio origen a todos los seres vivos que hoy habitamos en la Tierra.
Otra de las propiedades del agua de mar es que actúa como disolvente, antibiótico y bactericida. El Dr. Georges la Fargué sugirió que el agua de mar es el mayor disolvente natural que tiene nuestro Planeta. Disuelve variedad de sólidos, líquidos y gases. Prohíbe la proliferación bacteriana, eliminando las bacterias nocivas, y respetando las bacterias buenas. Algo que no pueden hacer los antibióticos químicos farmacéuticos que matan indiscriminadamente tanto las células malas como las buenas especialmente las mitocondrias que son las encargadas de producir la energía del cuerpo, el ATP (adenosintrifosfato) que es el 90 % de la energía que necesitamos para la vida.

El agua de mar es un nutriente ya que lleva elementos esenciales para la constitución de los carbohidratos, las grasas y las proteínas, imprescindibles para la vida de los organismos. Encontramos el hidrógeno, nitrógeno, oxígeno, magnesio, manganeso, sodio, potasio, calcio, hierro, fósforo, flúor, sílice y yodo.
Los minerales se pueden absorber, pero si le faltan minerales al organismo, las vitaminas no se absorben. Por eso la importancia del plasma marino (agua de mar) que contiene gran cantidad de los minerales de la tabla periódica, en forma de macro y micro nutrientes que permitirán la absorción de las vitaminas imprescindibles en los procesos enzimáticos de las células.
El agua de mar reestablece un contacto directo entre todas las células del organismo permitiendo un paso global de la información celular.

¡Al agua!

Fuente: Revista Mundo científico.
Foto : Ro Freda

Los Beneficios del Agua de Mar y del océano son variados. Para la salud, como alimento y también como medicina. El Agua de Mar cura la desnutrición y previene otras enfermedades. Estuvo reconocida como medicamento y financiada por la Seguridad Social francesa desde el año 1943 hasta 1982, y durante la II Guerra Mundial se utilizó para paliar la escasez de sangre en transfusiones y operaciones. Las células de nuestro cuerpo están rodeadas de un líquido, este líquido de nuestro cuerpo es idéntico al agua de mar rebajada hasta la isotonicidad. Nuestro líquido interno tiene, como el agua de mar rebajada, todos los elementos químicos conocidos (Hidrógeno, Oxígeno, Sodio y Cloro, pero también: Oro, Cobre, Plata, etc.) El 'suero fisiológico' que se inyecta habitualmente sólo contiene agua y cloruro sódico (Es decir: Hidrógeno, Oxígeno, Sodio y Cloro). En él se mueren los glóbulos blancos, tiene un pH de 5,5 (ácido) que desequilibra al organismo y tiene contraindicaciones. En cambio, el agua de mar isotónica tiene un pH de 7,2 (el mismo que el del cuerpo), no tiene contraindicaciones y en ella viven los glóbulos blancos. Nuestros glóbulos blancos sólo pueden vivir en nuestra sangre o en agua de mar isotónica (rebajada con agua de manantial). Si se rebaja con agua destilada o cualquier otro agua, se mueren. El agua de mar está llena de microbios y bacterias pero sólo mata los perjudiciales para el hombre y animales. (Increíble pero es así). Y viceversa, todos los microbios y bacterias que tiene el agua de mar, ninguno es perjudicial para el hombre o animales. El agua del mar tiene una composición similar a la que tiene el plasma sanguíneo y es muy rica en oligoelementos, yodo, potasio, zinc, etc., que el agua dulce no posee. Estos oligoelementos son muy eficaces a la hora de tratar algunas enfermedades. Nuestra piel absorbe estos elementos marinos, mediante osmosis, cuando entramos en contacto con el agua del mar aprovechando todas sus propiedades. No debemos olvidar que el agua de mar tiene propiedades antibióticas y ejercen un gran efecto terapéutico. El agua de mar no solo nos ayuda desde el exterior, también podemos beberla. Existen los llamados dispensarios marinos, que puso en funcionamiento el francés Quinton, en los cuales se llevan a cabo diferentes tratamientos, con mucho éxito en la mayoría de los casos, a base de agua de mar. Científicamente esta demostrado que del agua de mar surgió la primera célula que dio origen a todos los seres vivos que hoy habitamos en la Tierra. Otra de las propiedades del agua de mar es que actúa como disolvente, antibiótico y bactericida. El Dr. Georges la Fargué sugirió que el agua de mar es el mayor disolvente natural que tiene nuestro Planeta. Disuelve variedad de sólidos, líquidos y gases. Prohíbe la proliferación bacteriana, eliminando las bacterias nocivas, y respetando las bacterias buenas. Algo que no pueden hacer los antibióticos químicos farmacéuticos que matan indiscriminadamente tanto las células malas como las buenas especialmente las mitocondrias que son las encargadas…

User Rating: Be the first one !
0
diciembre 30, 2013

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *