lgbt

Turismo LGTB pide más opciones

Se llevó a cabo la IV Convención Internacional de Turismo LGTB de Montevideo, y según concluyeron los expertos que participaron del encuentro, hay un claro interés por parte de los turistas homosexuales para tener al Uruguay como destino, pero asimismo demandan una mayor oferta de viajes en familia y más opciones para bodas y lunas de miel.

“Somos homosexuales, pero no somos homogéneos”, fueron palabras de Pablo De Luca presidente de la Cámara de Comercio homosexual de Argentina, quien valoró la cada vez más variada demanda destinada a esta colectividad.

El congreso contó con la participación de expertos del sector turístico procedentes de Uruguay, Estados Unidos, Argentina y Brasil. Durante el transcurso del mismo se realizaron presentaciones sobre los retos a los que se enfrenta el subsector conocido como de turismo LGTB (Lesbianas, Gays, Transexuales y Bisexuales).

Según destacó la ministra de Turismo y Deporte Liliám Kechichián durante el acto de apertura de este encuentro, a nivel mundial este sector de la población suponen “el 10 % del total de la actividad turística y el 15 % del gasto global”.

Según De Luca el colectivo de lesbianas y transexuales reclaman una mayor oferta especializada para el próximo período en un mercado al que consideran es  “tradicionalmente destinado a los hombres”, según incidió De Luca, quien añadió que las lesbianas fueron “casi invisibles durante mucho tiempo en el turismo gay”, mientras que los transexuales son un grupo turístico en expansión que reclama destinos con “leyes progresistas“.

Por su parte, y al respecto la representante de la Asociación Brasileña de Turismo LGBT, Marta Della Chiesa, dijo que precisamente, una de las principales preocupaciones que manifiestan estos turistas es que en los países a los que viajan exista una legislación que garantice sus derechos.

Este requisito justamente ha colocado a países como Uruguay y Argentina dónde es legal el matrimonio homosexual, que ocupen las primeras posiciones de América Latina en el ránking “Spartacus International Gay”, que justamente mide la tolerancia turística de cada nación en relación con su legislación y costumbres locales.

“En la medida en que avanzamos como país abrimos las puertas a todos elementos que conforman la identidad nacional”, expresó Ana Olivera la intendente de Montevideo, quien aprovechó la ocasión para recordar que la legalización de los matrimonios homosexuales en Uruguay significó un importante avance para el “turismo gay friendly”.

 

Lala Sanguinetti

Fuente

 

septiembre 21, 2014

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *