sixtina

450 años después, reinaugura La Capilla Sixtina

Un 31 de octubre, pero de 1512, el papa Julio II, quien había encargado al artista Miguel Ángel Buonarotti la decoración del espacio del Palacio apostólico, finalmente descubría la bóveda con los frescos de la Creación. , y en 1541, Pablo III mostró con asombro y polémicas el frontón con el Juicio Final.

450 años después, se vuelve a “descubrir” la Capilla Sixtina, uno de los lugares más visitados del planeta, y punto obligado para cada turista que pase por el Vaticano.

Es el paso del tiempo ha deteriorado bastante la maravilla de la emblemática capilla, considerada una auténtica apología pictórica del Renacimiento, que ya ha pasado por varias restauraciones.

Este próximo 31 de octubre finalmente estrenará un nuevo y novedoso sistema de iluminación, especialmente diseñado para resaltar todos sus detalles y un innovador sistema de climatización para su conservación.

Casi 3,8 millones de dólares y tres años de trabajo se invirtieron en este proyecto que tiene como fin proteger la reliquia que día tras día y siglo tras siglo recibe visitas diarias, dónde el calor, el polvo, el ruido y la humedad corporal del público deterioraban sus frescos.

0011747579 (1) La renovación comenzó básicamente para buscar una solución al sistema de acondicionamiento térmico que había sido instalado 20 años atrás, cuando “apenas” 1,5 millones de personas visitaban la capilla al año.

El director de Museos del Vaticano, Antonio Paolucci, anunció que la renovación acompañaría el 450mo aniversario de la muerte de Miguel Ángel y las Santa Sede lo conmemoraría “con algo perdurable, no efímero: asegurar desde un punto de vista climático la obra maestra de Miguel Ángel Buonarotti y darle la iluminación correcta”.

Paolucci explicó que con esta nueva “luz y oxígeno” se recuerda también el 20 aniversario de la restauración que devolvió los colores originales a los frescos de la Capilla Sixtina. “Todo el mundo quiere visitar esta caja mágica. No se puede poner un número limitado de visitas, pero tampoco podemos hacer crecer el número de visitantes. Hemos llegado al número máximo posible”, explicó, haciendo alusión a los 6 millones de personas que podrán entrar cada año a la Capilla, en grupos de 700 a las 1.500 personas al mismo tiempo.

Con estos cambios se podrán apreciar no sólo los frescos realizados por Miguel Ángel  sino que también se lucirán las obras de otros famosos artistas, al tiempo que se evita que el polvo se deposite en ellos.

 

Lala Sanguinetti

Fuente

octubre 30, 2014

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *