frutas y vegetales

¡Aprendé a conservar mejor las frutas y verduras!

Muchas veces pasa, que al abrir la puerta de la heladera encontramos varios vegetales y frutas frescas con apariencia poco tentable, descoloridas, con moho o chiclosas, incluso habiendo comprado los alimentos pocos días atrás. Una de las claves principales para que estos alimentos duren más tiempo en buen estado es aprender a almacenarlas correctamente. 

Guía para guardar verduras frescas

* Apio: debe guardarse sin cortar en la heladera y dura hasta dos semanas.

* Berenjenas: buscar un lugar fresco, seco y oscuro. No tienen por qué guardarse en la heladera. Lo mismo corre para los ajos.

* Cebollas: se conservan bien en un lugar fresco, seco y oscuro, fuera del refrigerador. Lo mismo corre para las papas.

* Chauchas: guardar en una bolsa o envueltas en una toalla de papel en el cajón de los vegetales de la heladera.

* Choclo: lo mejor es comerlo el día que se cosecha, pero puede almacenarse en la heladera dentro de su chala por varios días.

* Pepinos: guardar a temperatura ambiente, lejos de bananas, melones o tomates.

* Repollo: si se lo almacena sin cortar en la heladera dura hasta dos semanas.

* Tomates: no guardar en la heladera porque son sensibles al frío. Sí se pueden almacenar donde guarda las frutas.

* Verduras de hojas verdes: retirar los tallos y luego sumergir las hojas en un bowl con agua hasta que eliminen toda la tierra. Secar las hojas y envolver en un repasador para luego guardarlas en el cajón de las verduras. Duran hasta una semana.

* Zanahorias: cortar las hojas, si las tiene, y guardar las zanahorias por hasta dos semanas en un contenedor abierto dentro de la heladera, cubierto por un repasador húmedo.

Guía para guardar frutas frescas

* Bananas: no refrigerar y mantener separadas de otras frutas y verduras.

* Cítricos: almacenar a temperatura ambiente porque estas frutas absorben los aromas y sabores de otras comidas que están en la heladera.

* Frutas de carozo (duraznos, pelones, etc): guardar a temperatura ambiente o en la heladera cuando ya están maduras.

* Frutillas, cerezas y similares: guardar sin lavar en la heladera por una o dos semanas, idealmente dentro de una bolsa de papel.

* Kiwi: almacenar a temperatura ambiente por unos cuantos días o en la heladera por más de una semana.

* Manzanas: guardar en el cajón especial de la heladera o en un lugar fresco, seco y oscuro.

* Paltas: para que maduren más rápido se deben envolver en papel de diario a temperatura ambiente. Guardar en la heladera cuando están maduras.

* Peras: guardar fuera de la heladera. Si se ubican cerca de las manzanas madurarán más rápido.

* Uvas: guardar en un bolsa de papel en la heladera.

Otros tips interesantes son: no guardar frutas y vegetales juntos, las frutas emiten un agente madurador que puede afectar a los vegetales; Nunca guardar fruta en bolsas al vacío; Comer en primer lugar los productos frescos que maduran más rápido; Dar espacio a frutas y verduras guardadas en la heladera, trate de no sobrepoblar el cajón de las verduras o si las guarda en recipientes no haga más de una capa.

 

Fuente: Washington Post

 

julio 8, 2015