selección de coito

La del 50 y por el oro, Uruguay dejó afuera a Brasil, una vez más

De los creadores de la gesta histórica uruguaya en Maracaná del 50, a 20 años de que Uruguay le ganara a Brasil la Copa América del 95, y a una semana de la ida de Ghiggia, llegó este jueves 23 de Julio de 2015 a Toronto: Uruguay dejó afuera a Brasil dando vuelta un partido en menos de un minuto y a 3 de culminar el partido, para ganarse un lugar en la final de los Juegos Panamericanos.

Uruguay ganó como mas le gusta, de atrás y en la hora. Sobrepasando las adversidades que parecen ser necesarias para despertar la sangre charrúa.

Brasil, a priori siempre favorito, entró tímidamente a la cancha, sin aquel toqueteo característico de los norteños y presentando un equipo totalmente vertical que no lograba profundizar debido a lo bien parada que estaba la defensa celeste.

Los dirigidos por Coito, por su parte, todo lo contrario, tenían menos la pelota pero los ataques eran concisos. Parecía ser, que increíblemente podíamos decir sin miedo que Uruguay dominaba a Brasil en lo netamente futbolístico. De hecho, los primeros 10 minutos así se sucedieron. Hasta que Lemos, se hizo echar de forma absurda golpeando dos veces a Jacito Bruno, agresión que juez percibió y que dejaría al equipo charrúa con 10.

Uruguay pese a tener un jugador menos no se achicó, y si bien se jugaba en campo propio, era mas contundente. El primer tiempo se fue 0 a 0, dejando para el complemento, lo mejor.

En el segundo tiempo, es cierto, nuestra selección saltó al campo un poco atenuado, sintiendo esa falencia de un hombre menos, pero la rebeldía y la lucha intactas.

El marcador continuó cerrado y el partido se jugaba en terreno celeste, hasta el minuto 30. Cuando el árbitro pitó un penal que solo él vio, y tras atajar el penal De Amores, no pudo hacer lo mismo en el rebote, Da Silveria la mandó guardar y todo el esfuerzo uruguayo parecía desvanecerse.

Pero, no está muerto quien pelea y esta frase se hace vida cada vez que un cuadro uruguayo está en la cancha, faltando 9′ fue expulsado Dodo por una falta a Michael Santos y el partido se emparejó en materia de números y Uruguay se animó a más.  Los muchachos echaron el resto y con el corazón en los pies forjaron lo que sería, una vez mas, una remontada histórica frente a Brasil, nada menos.

Tras un córner, en el minuto 86, Schetino conectó y revivió la esperanza uruguaya, que a falta de 3 minutos, se materializaría en 3 millones gritando el segundo gol.

Michael Santos avanzó por la derecha con el espíritu de Alcides Ghiggia en sus pies. El golero brasileño intentó taparle la visión, pero el delantero de River Plate la colocó contra un palo. Un gol a los 87 minutos para darle vuelta el partido a Brasil, ganar 2-1 y asegurarse una medalla panamericana en la final del domingo.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

julio 24, 2015