rockerfeller

Milanesas, chivitos y carruajes: las mejores vacaciones de Rockefeller en Punta del Este

Próximo a celebrar sus 101 años el 12 de junio, David Rockerfeller dejó Punta del Este en la mañana del miércoles 30 de marzo, tras embarcarse en su avión privado luego de haber pasado unas vacaciones hospedándose en la Estancia Vik de José Ignacio.

Una de las visitas que realizó durante su estadía fue al bar Rex de La Barra, donde supo disfrutar de un chivito completo acompañado por un vino Chardonnay. También estuvo en el restaurante dirigido por Francis Mallmann en Pueblo Garzón donde ordenó una milanesa de ojo de bife con ensalada fresca de tomates, verdes y cebolla colorada a un costo de $ 1.780.

Su dieta diaria, de todas maneras, se centró en los refinados desayunos, almuerzos, meriendas y cenas elaborados por el chef Marcelo Bentancur, de Vik.

Una de las tardes, Rockefeller recorrió el extenso campo del establecimiento en que se quedó en un carruaje alquilado para la ocasión.

En este período, el millonario estadounidense pudo conocer el Insectario y el Museo del Mar de Punta del Este, donde se tomó su tiempo para observar los más de 40.000 escarabajos e insectos dispuestos en largas hileras de vitrinas.

Recordamos que ya es la tercera vez que Rockerfeller visita Uruguay, un país por el que parece sentir especial cariño, como se lo expresó al expresidente José Mujica cuando lo recibió en Nueva York, en septiembre de 2013.

 

Fuente: El País

marzo 31, 2016