cigarro

Resultados visibles y favorables tras 11 años de las políticas antitabaco

La política antitabaco instaurada desde hace 11 años en Uruguay, impacta hoy en día en una baja de las enfermedades no transmisibles.443.000 personas mayores de 15 años dejaron de fumar entre 2006 y 2014. Los indicadores pasaron de 22,8 % de los jóvenes fumadores a 8,4 %.

“Hoy se disfruta el resultado de las políticas aplicadas en los últimos 11 años, ya que 443.000 personas mayores de 15 años dejaron de fumar entre 2006 y 2014 en Uruguay, pasando de 22,8 % de jóvenes fumadores a 8,4 %, lo cual impactará en los niveles de enfermedades no transmisibles vinculadas al consumo de tabaco”, dijo el ministro Jorge Basso al repasar las políticas contra el cigarrillo y el consumo abusivo de alcohol.

Las autoridades estiman que este cambio en los hábitos de los más jóvenes impactará favorablemente en los niveles de las enfermedades no transmisibles vinculadas al consumo de tabaco, como el cáncer de pulmón.

El Ministro, mediante un mensaje de radio y televisión, hizo referencia a temas que consideró de gran interés para la sociedad, como las enfermedades crónicas no transmisibles, vinculadas al estilo de vida, hábitos saludables de alimentación, sedentarismo y consumo de tabaco, alcohol y otras drogas.

Con respecto al alcohol, recordó que es la droga con menor percepción de riesgo, ya que uno de cada cuatro consumidores frecuentes considera que es nulo o casi nulo. La intoxicación aguda de fin de semana es la forma más frecuente de consumo problemático del alcohol entre adolescentes y jóvenes. Es por esto que el año pasado se comenzó con la campaña “Free Pass”. para disminuir el consumo previo a las salidas a fiestas o centros bailables. Esta iniciativa implica facilitar entradas gratuitas a los jóvenes que lleguen a las puertas de boliches sin haber ingerido bebidas de ese tipo. La campaña se complementó con acciones tendientes a llevar a cero el consumo de esta droga en mujeres embarazadas.

Otro de los hábitos que Basso enumeró entre los que la población debe modificar es el alimenticio.

El ministerio trabaja en la promoción de hábitos saludables como comer despacio, privilegiar los alimentos naturales y evitar los ultraprocesados, disminuir el consumo de sal, preferir el agua por sobre las bebidas azucaradas, incorporar frutas y verduras y acumular 150 minutos semanales de actividad física.

 

Fuente: Presidencia de la República

julio 2, 2016