Comienzo del año a pura fiesta

fiestas_punta1

Además de las fiestas tradicionales en Conrad y Mantra, en Narbona y la Isla de El Tesoro los DJ cargaron volumen hasta la salida del sol para comenzar el año.

Conrad recibió mas de 2000 invitados a una fiesta temática donde lo “Vintage” fue la consigna, lujo y creatividad para los famosos e invitados VIP presentes.

Mantra recibio 800 invitados en una gran carpa montada sobre la arena en su parador de Manantiales donde se bailó hasta el amanecer.

Unlock Night de Stella Artois  se realizó en Narbona,  ubicada en el corazón de La Barra, a unos 3k de la costa.  La música la pusieron a todo volumen los DJ invitados para amenizar la velada ,SRZ, Richie Hell y Solimano. 

La estancia se ambientó para recibir a 1500 invitados y se abrió un VIP de lujo: detrás de un auto antiguo, bajando unas escaleras, unas 300 personas pudieron ingresar a la famosa bodega de Narbona..Todo tipo de botellas y un patio colonial, pintoresco  invitaban al disfrute, con camastros instalados alrededor de una gran fogata de leños aromáticos. En ellos se echaron a mirar las estrellas desde Cintia Garrido, Fabián Zitta y Belén Chavanne hasta Lucía Celasco y su novio, Joaquín Rozas. También se dieron cita Isabel Macedo, Lali Espósito y su novio, Benjamín Amadeo, Concepción Blaquier – impactante con pantalones con luces de arbolito de navidad y un ramo de flores en la cabeza, a modo de tocado-, entre otras celebrities argentinas. Los brindis por el 2014 se extendieron hasta que despuntó el sol.

Pero la otra fiesta, la masiva, fue mucho más larga:  “fiesta Box”, es una idea del uruguayo Ricardo Barbe importada desde Berlín (allí se conoce como la fiesta Cubic). Todo veraneante en Punta del Este de entre 20 y 35 años tenía en este evento diversión garantizada. Miles de personas compraron anticipados sus precintos a 70 dólares, precio que incluía barra libre y un mini-recital de Agapornis, la banda de cumbia del momento. Como era de esperarse, nadie se la quiso perder. El éxodo rumbo a La Box comenzó alrededor de las 3. Una caravana incesante de autos encaraba la ruta 10 desde ambos lados con destino a la “Isla del Tesoro”, un segmento de tierra que ingresa en la Laguna de Maldonado donde entre otras cosas hay una especie de reserva de cangrejos, un “cangrejal “. Se pensaba que este año la fiesta no se hacia debido a las denuncias de grupos de ecologistas ante la amenaza y muerte de los animales a raíz de la realización del evento, pero la fiesta estuvo ahí.

Enormes cubos  proyectaban luces de colores al cielo, indicando el lugar exacto para entrar a la isla. La música electrónica se hacía sentir desde varias cuadras a la redonda, pero todos esperaban que de un momento a otro llegara la cumbia. Es que este verano más que nunca la música electrónica está resignando su reinado en el Este para dar paso a un regreso hacia lo latino ( sera? )

Agapornis comenzó a las 7 de la mañana, cuando el sol hacia mas de una hora acompañaba. Sin dudas, todos aquellos que adquirieron sus entradas esperaban ansiosos al grupo de cumbia porque pocos emprendieron el regreso cuando empezó a amanecer a la espera de lo más divertido de la fiesta. La banda cantó una hora varios de sus hits y un tema nuevo, su versión de “Crímenes perfectos”.

Para los que prefirieron festejar en lugares menos masivos, Manantiales, La Barra y el puerto de Punta del Este estuvieron con sus boliches repletos hasta el amanecer.

 

Redacción: Ro Freda para Sol noticias

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *