Por la Paz

La joven activista paquistaní Malala Yousafzai y el presidente de la Marcha Global contra el Trabajo Infantil, el indio Kailash Satyarthi, han ganado el Nobel de la Paz 2014.

“Los niños deben ir a la escuela y no ser explotados financieramente“, aseguró el presidente del comité Nobel noruego, Thorbjoern Jagland, al dar a conocer el premio, y aseguró que Malala y Satyarthi fueron distinguidos “por su lucha para evitar que los niños y jóvenes sean explotados y en favor del derecho de todos los niños a la educación”.

Malala Yousafzai, nacida el 12 de julio de 1997 en la ciudad de Mingora (Pakistán), es una joven conocida por su defensa del derecho a la educación femenina en su país, y que escribía un blog para la BBC utilizando el seudónimo de Gul Makai.

En él, Malala denunciaba y contaba las atrocidades sufridas bajo el régimen del Tehrik-i-Taliban (TTP) en el valle del río Swat, dónde los Talibanes masacraron, torturaron y mataron a muchos de sus habitantes, y destruyeron las escuelas prohibiendo la educación de las niñas entre los años 2003 y 2009.

El 9 de octubre de 2012 fue víctima de un atentado llevado a cabo por un grupo vinculado a los talibanes, que subieron al ómnibus escolar en el que se trasladaba y le dispararon a quemarropa con un fusil, alcanzándola en el cráneo y en el cuello. Desde entonces la joven ha luchado por su vida y hoy Malala vive en Gran Bretaña, donde transitó su recuperación y dónde su padre ocupa el puesto de agregado de educación del consulado de Pakistán.

“A pesar de su juventud, Malala Yousafzai lleva luchando años por el derecho de las niñas y jóvenes a la educación”, dijo el presidente del comité Nobel “Ha demostrado que los niños y jóvenes pueden luchar para mejorar su situación personal”, agregó.

La periodista británica Christina Lamb, escribió la biografía autorizada “Yo soy Malala” publicada 1 año después del atentado, dónde relata y describe su vida antes y después del ataque sufrido.

Por su lucha en defensa de la educación, la joven fue nominada el año pasado para el Premio Nobel de la Paz 2013, convirtiéndose en la nominada más joven de la historia con sólo 16 años.

En 2013 fueron varios los reconocimientos, premios y galardones que recibió; le entregaron el Simone de Beauvoir en París, en Madrid el Premio UNICEF de España, y el XXV Premio Catalunya.

También recibió el premio Sájarov a la Libertad de Conciencia que otorgan los presidentes de los grupos políticos del Parlamento Europeo, y el 15 de enero de 2014 recibió el Premio Convivencia Manuel Broseta junto a la científica Pilar Mateo.

Finalmente, la joven Malala y Satyarthi recibieron ayer ayer el Premio Nobel de la Paz.

Por su parte Satyarthi, de 60 años, mantuvo la tradición de Mahatma Gandhi y dirigió diversas formas de protesta pacíficas y que el Comité Nobel considera “un punto importante para un hindú y una musulmana, un indio y una paquistaní, unirse en una lucha común por la educación y contra el extremismo”.

Lala Sanguinetti

Fuente

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *